divendres, 8 de maig de 2009

Y por si fuera poco

Publicado hoy en diversos medios: Una discoteca de Granada subastaba consumiciones con unas chicas, muchas de ellas menores de edad, en la que los “machos” hacían la puja. Se apostaba con billetes de Monopoly según dice la noticia. Y luego los genios de tamaño invento dirán que es un juego inocente y que no es sexista. Quizá algunos se rasguen las vestiduras o les salga la vena ultraconservadora. Me considero progresista pero esto es una soberana e indigna estupidez. De todas maneras no me sorprende pues no hace mucho en otro antro sorteaban operaciones de implantes mamarios y en algunos sitios premiaban con copas los suspensos. Vamos un ejemplo edificante. Decía que no me sorprende puesto que eso es un paso más en la escalada de la estupidez. Hace ya años que el viaje por Europa al cumplir los 18 se ha sustituido por un implante mamario.

¿Qué esperábamos?
Con un sistema educativo (es un decir) que donde se pasa de curso hagas lo que hagas y donde la televisión privada y algunas públicas, un día y sí, y otro también, defienden el maquiavélico “el fin justifica los medios” pero en versión moderna; “por dinero todo vale”. Primero se criminaliza el esfuerzo, luego el juego limpio, el respeto y la dignidad. Y cuando ya no queda nada de eso y ni siquiera de sentido común, entonces aparece alguien con silbato, lo toca, y todos a bailar...

Así, hemos llegado a la situación en que lanzar una mesa de un profesor por la ventana no es considerado algo malo porque los individuos que han realizado tal acto ignoran los mínimos principios del bien y del mal.

© Manel Aljama (mayo 2009)

1 comentari:

  1. Hasta se puede mejorar: Un pub de málaga da copas gratis a las chicas que se vistan de colegialas...

    ResponElimina